jueves, junio 23, 2005

Este muerto está ¿muy vivo?

Se me pasó por alto pero como este invento es, genialmente, atemporal enlazo con mi adorada Petite y su reflexión sobre la descomposición del cine en H.

"Cuando era pequeña y tuve paperas, mi madre me dió la biografía de Katherine Hepburn, que venía de regalo en dos tomos con la revista Telva. Así supe que hubo un tiempo en que las películas empezaban con un guión. Alguien mandaba un guión al estudio y, si era bueno, se buscaba un director de la casa y se seleccionaban las estrellas que participarían después..."

Que, por cierto, Altman retrataba impresionantemente bien en "The Player" (El juego de Hollywood).